lincoln

  • LOS CONTINENTAL, INTEGRADOS DENTRO DE LA DIVISIÓN LINCOLN DESDE 1958, HAN REPRESENTADO LA MÁXIMA EXPRESIÓN DEL COCHE DE LUJO DENTRO DE LA FORD
  • CON ELLO CUMPLÍAN EL DESEO DE EDSEL FORD: OFRECER UN AUTOMÓVIL AMERICANO DE UN DISEÑO Y UNA CALIDAD DE FABRICACIÓN COMPARABLES A LOS ESTUPENDOS AUTOS EUROPEOS

LINCOLN

Valencia, 17 de agosto de 2017.- Henry Leland (1843-1932) fundó en 1908 una fábrica en Detroit que suministraba motores para Oldsmobile. Poco tiempo después fundó una empresa que fabricaría automóviles completos, la Cadillac Motor Car Company.

- Anuncio -

En 1909 el consorcio General Motors compró la Cadillac. De esta manera se convirtió en la marca emblemática de la GM en cuanto diseño, calidad e imagen.

LINCOLN

En 1920 Leland, que había seguido trabajando para la General Motors se estableció por su cuenta. Con el apoyo de su hijo Wilfred fundó una nueva marca: la Lincoln Motor Co.  Dos años después, la difícil situación económica de la empresa forzó su venta a la Ford como única solución para evitar la quiebra. El impulsor de la operación fue Edsel, hijo de Henry Ford, tras lo cual fue nombrado  nuevo Presidente de la compañía (fotografía superior, Lincoln Eight L de 1926).

La intención de Edsel Ford al adquirir la Lincoln fue añadir a la línea de productos Ford una gama de lujo. General Motors había seguido la misma táctica al adquirir la Cadillac.  De este modo podría fabricar los mejores coches del mundo, en contraposición a los coches que fabricaba la Ford, que eran los más populares del mundo.

Los Lincoln Continental

LINCOLN

En 1935 Edsel Ford creó bajo su supervisión un Departamento de Estilismo bajo la dirección de Eugène Grègoire. El resultado de la cooperación entre ambos fue el Continental. Partiendo del chasis del modelo medio de la gama Ford, el Zephyr, Grègoire diseñó un elegante prototipo coupé. Edsel Ford se quedó enamorado del mismo, ordenando la fabricación de un prototipo. En  marzo de 1939 salió de la planta Lincoln el primer Continental. A este siguieron dos más que fueron  utilizados por los hijos de Henry Ford. El nuevo modelo levantó tal expectación que Ford decidió iniciar su fabricación en serie. En los dos años siguientes se vendieron más de cinco mil Continental. Con el Continental Edsel Ford por fin pudo fabricar un coche americano que pudiera mantener su valor frente a los estupendos turismos europeos. En 1943 se interrumpió la producción de los Continental debido a la participación de los EE. UU. en la II Guerra Mundial. Desde 1946 hasta 1948 se reanudó la producción de los modelos de la preguerra (fotografía superior, Continental de 1947).

A inicios de los años cincuenta se creó en el seno de la Ford la División Continental: su objetivo era desarrollar el sucesor del mítico Continental de la preguerra.  En octubre de 1955 se presentó el Continental Mk II, dotado de una  carrocería de dos puertas, con una estética y un diseño completamente nuevos.

LINCOLN

Desde 1958 la División Lincoln pasó a ser la responsable de la manufactura de los nuevos  Continental: Mk III (fotografía superior) (1958), Mk IV (1959) y Mk V (1960).  Desde  1961 la División  Lincoln tan solo fabricó el modelo Continental,  destacando la introducción en 1961 de la versión convertible de cuatro puertas.

LINCOLN

Los modelos sucesivos mantuvieron esta tónica, actualizándose anualmente la estética y los detalles de acabado y equipamiento. La gama de 1966 se componía de tres variantes del Continental: sedán de cuatro puertas y seis plazas; convertible coupé de cuatro puertas y seis plazas; coupé de dos puertas y seis plazas. La versión convertible coupé de cuatro puertas dejó de fabricarse en 1967, sin que haya tenido continuidad (fotografía superior, ejemplar del año 1962).

Equipamiento y vida a bordo

LINCOLN

La unidad que les presentamos fue fabricada el 10 de diciembre de 1966 en la fábrica que la Lincoln tenía en Wixom, Estado de Michigan. Corresponde al modelo Continental,  versión Convertible de cuatro puertas, identificada por el código 86.

Su primer propietario, residente en Nueva York,  escogió para la carrocería el color verde oscuro metálico, y para el tapizado piel en tono palomino. Entre el amplio catálogo de extras disponibles seleccionó el aire acondicionado con calefactor, los asientos delanteros ajustables individualmente, así como un receptor de radio AM/FM. El precio base de esta unidad era de 6.383 dólares, el más elevado de la gama Lincoln en 1966.

lincoln

Como marca de lujo dentro del imperio Ford los Continental disponían del máximo nivel de equipamiento y refinamiento: los potentes motores de ocho cilindros iban acoplados a suaves cajas de cambio automáticas; los asientos delanteros y los cristales iban accionados eléctricamente; la servodirección hacía fácil el manejo de vehículos de más de cinco metros de longitud y dos mil kilos de peso. El aire acondicionado y la calefacción permitían seleccionar la temperatura interior a voluntad, y en el caso de los convertibles, la enorme capota era accionada automáticamente quedando completamente recogida en el maletero (fotografía inferior).

C422670 (16)

Tuvimos la ocasión de disfrutar del gran Lincoln en una soleada tarde del mes de abril; para probarlo y realizar las fotos nos desplazamos desde Valencia hasta el cercano Puerto Deportivo de la localidad de Puebla de Farnals.

lincoln

El acceso a las plazas delanteras se efectúa a través de grandes puertas. Un gran sofá de respaldos individuales y dotado de un gran reposabrazos central  acoge al conductor y a su acompañante. Un motor eléctrico facilita el ajuste  longitudinal de la banqueta.

La sensación de viajar como pasajero en este Lincoln es embriagadora. Una vez que la capota se retira dentro del maletero, gracias a un eficaz sistema electro-hidráulico, la sensación de luminosidad y amplitud es total. A ello contribuye la ausencia de montantes entre las puertas. Las cuatro puertas disponen de elevalunas eléctricos. Los cristales van fijados a los marcos de las puertas, de modo que en caso de estar bajados desparecen por completo. Cada puerta lleva su propio mando para el elevalunas, salvo la del conductor que permite accionar todos.

lincoln

Las puertas traseras abren en sentido contrario al de la marcha (suicidas), con lo cual el acceso al compartimiento trasero es muy cómodo, tanto con el vehículo capotado como descapotado. El sofá trasero está configurado para dos amplias plazas, disponiendo de un gran reposabrazos central. En caso de necesidad un tercer pasajero podría acomodarse sin problemas en el amplio sofá. El amplio espacio disponible para las piernas en el sofá trasero permite que cualquier pasajero, independientemente de su altura, encuentre la postura ideal.

LINCOLN

El suave tarado de la suspensión y la nobleza de su comportamiento en carreteras rectas y de buen firme hace que los pasajeros gocen con la experiencia de viajar en el Continental. A modo de anécdota, tras haber disfrutado de una magnífica tarde con el Continental, ya anocheciendo, de regreso a Valencia por la autovía A21 un ruido metálico seco no advirtió que ¡habíamos perdido un tapacubos!

lincoln

Rápidamente detuvimos la marcha en el arcén y nos pusimos a buscar el preciado accesorio… sin luces, nos pusimos a recorrer la cuneta, plagada de la basura que se acumula en la misma y de maleza…. Recorrimos cerca de un kilómetro y no lo veíamos, y ya nos hacíamos a la idea de haberlo perdido… Regresando hacia el coche, uno de los amigos que participaron en la excursión se percató de que en la mediana había algo que brillaba: ¡nuestro tapacubos! Tras esperar pacientemente que el tráfico nos los permitiera, atravesamos los dos carriles y cogimos en un santiamén el dichoso tapacubos.  Tras montarlo, y comprobar que quedaba bien fijo, reemprendimos el regreso a Valencia sin incidentes.

Al volante

C422670 (17)

El conductor gobierna el gran Lincoln mediante un volante de aro muy fino y dos brazos. Su gran diámetro permite tener una visibilidad perfecta de los relojes del salpicadero. La regulación del asiento permite adoptar una postura cómoda, encontrándose todos los mandos al alcance de la mano.

La versión Continental 1966 estrenaba un salpicadero de nuevo diseño. De la caña de la dirección salen dos palancas: una acciona la caja de cambios automática, y la otra los intermitentes. Un velocímetro horizontal preside los relojes y mandos, encastrados en una capilla de aluminio pulido. En la misma se encuentra la radio, con antena automática y los mandos del aire acondicionado.

lincoln

La visibilidad del conductor con el coche descapotado es muy buena gracias al gran parabrisas y a la ausencia de montantes. Con el coche capotado es similar a la de cualquier sedán cerrado.

La caja de cambios automática de tres velocidades XPL permite que el conductor se olvide del cambio y  que concentre la atención en la carretera. La suave servodirección, muy desmultiplicada, permite que las maniobras se realicen con facilidad, aunque no hay que olvidar que se conduce un coche muy largo y ancho.

LINCOLN

El gran motor, denominado “G”, con disposición de ocho cilindros en uve, transmite una gran sensación de fuerza a través de un sonido muy característico. Los 340 caballos SAE que entrega permiten que el vehículo acelere con brío y que alcance sin esfuerzos cerca de 190 km/h. El gran par motor, 485 libras-pies, producido a tan sólo 2.800 rpm, facilita la conducción al ofrecer una respuesta contundente desde el ralentí.

LINCOLN

El diseño de las suspensiones está pensado para ofrecer un gran confort, con tarados muy suaves. Su configuración era la clásica, con tren delantero independiente y eje trasero rígido apoyado en ballestas y amortiguadores. La frenada se confía a discos en las ruedas delanteras y a tambores en las traseras. Un servofreno asiste la capacidad de frenada.

Coincidiendo con la opinión de la prensa especializada el máximo agrado de conducción de este Lincoln se alcanza a velocidades en torno a los 100-120 km/h, en tramos de buen firme y pocas curvas.

Curiosidades

LINCOLN

… El nombre de la marca, Lincoln, es un homenaje a Abraham Lincoln, Presidente de los EE. UU. por el que Henry  Leland  sentía gran admiración.

… En 1924 Calvin Coollidge fue el primer Presidente de los EE. UU. en adquirir un Lincoln como vehículo oficial para la Casa Blanca.

… En 1966 el 93,5 de los Lincoln vendidos equipaban aire acondicionado, y el 97,7 cristales tintados.

… En España fue un modelo escaso de ver cuando era nuevo, dado su astronómico precio: artistas como Rafael tuvieron uno, que se pudo ver en la edición de este año de Classic Auto Madrid (fotografía superior).

Ficha técnica

LINCOLN

Motor

  • Posición del motor: delantera longitudinal.
  • Número de cilindros: 8 en uve a 90º
  • Cilindrada (cm3):  7.570
  • Diámetro x carrera (mm.): 111,2 x 97,2
  • Relación de compresión: 10,2:1
  • Distribución: árbol de levas central, taqués hidráulicos y válvulas en cabeza.
  • Potencia (cv/rpm): 340/4.600
  • Par motor (libras-pies/rpm): 485/2.800
  • Carburación: carburador Carter de cuatro cuerpos.
  • Instalación eléctrica: de doce voltios; dinamo y batería.

Carrocería

  • Tipo: monocasco; convertible de cuatro puertas, número de estilo 74 A.
  • Número de puertas/plazas: cuatro/seis.
  • Batalla (mm.): 3.200
  • Longitud (mm.): 5.610
  • Anchura (mm.): 2.024
  • Peso (kg.): 2.600 kgs. en orden de marcha.
  • Neumáticos: 9.15 x 15
  • Capacidad del depósito de combustible (litros): 96

Dirección

  • Tipo: recirculación de bolas con asistencia.

Transmisión

  • Tracción: trasera.
  • Caja de cambios: automática de tres velocidades.
  • Embrague: convertidor hidráulico de par.

Suspensión

  • Delantera: independiente, con amortiguadores hidráulicos y resortes helicoidales.
  • Trasera: eje rígido, amortiguadores hidráulicos y ballestas semielípticas.

Frenos

  • Ruedas delanteras: discos.
  • Ruedas traseras: tambores.
  • Servofreno: sí.

Prestaciones

  • Velocidad máxima (km/h):   190
  • Consumo medio (l/100 km): entre 17-21

Producción

  • Período de fabricación de la versión convertible: 1961-1967
  • Unidades fabricadas: en 1966 se fabricaron 3.180 unidades de la versión coupé convertible de cuatro puertas.

Agradecemos a Alberto, Federico y Francisco su amable colaboración para la elaboración de este reportaje.

Fuente: Juan Inigo Ros

Fotografías y video: Juan Inigo Ros

Print Friendly, PDF & Email

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.